Cartas del año 2.010

 

Indice cartas:

*Temático

* Cronológico

 

155 Carta

Domingo, 17 de Mayo de 2.015

A ti, que vives pensando en consumir:


Te cuesta llegar a fin de mes, porque hay muchas cosas que dices que necesitas y compras, no ahorras ni tienes nunca dinero, porque piensas que es verdad el eslogan que muchos han utilizado y utilizan, el de: “te lo mereces”… “Compra esto porque tú te lo mereces”. No digo que tú no te lo merezcas, pero quiero que pienses que quizás no lo necesites, o que a lo mejor no te conviene comprarlo porque es muy caro para ti, y te vas a gastar hasta lo que no tienes.


Plantéate llevar un libro de cuentas de lo que necesitas al mes, a la semana… y también de lo que ganas. Pon los gastos fijos, y sé realista con el dinero que tienes.


Aprende a querer cosas que no tengas que pagar con dinero, cosas como pasar el tiempo en buena compañía, gente fiel y buena, que te de paz y alegría verlos.


No sólo necesitas cosas materiales, también necesitas goces para tu alma, y el alma precisamente lo que necesita es amor, afecto sincero, amistad de la buena.


Deja de preocuparte por la moda, y te sugiero que mires tu cuerpo y lo cubras con ropa que te quede bien y te haga sentir una persona agradable, más que deseable, porque encender los deseos no es bueno; es mejor que te busquen por afecto que por sexo, ¿no crees?


Sé consciente de que cuando das, recibes, por esto antes de gastar en ti, da a los demás, a quien lo necesite para vivir, y verás cómo vas a recibir cosas preciosas; tu conciencia estará contenta, satisfecha de ti, y crecerás en autoestima, porque amar a los demás y ayudarles y darles lo que necesitan para vivir, esto te llena de alegría, la alegría de salir de ti e ir al encuentro de tu-s semejante-s, porque si tu das, un día recibirás; normalmente no es de la misma persona a la que has dado, sino de alguien inesperado, para que veas cómo actúa Dios, que no quiere que sepa tu mano izquierda lo que hace tu mano derecha.


Piensa bien todo lo referente a tu vida, también sobre tu vida económica, porque el dinero es bueno, da muchas alegrías cuando das caridad al necesitado.


Con afecto sincero

P. Jesús

© copyright

www.santodeldiaadia.com
www.catholicosonline.com

El P. Jesús no podrá contactarte, sí que pedirá a Dios Padre, en nombre de Jesús por tu persona y tus intenciones. EXPLICACIÓN.


Carta anterior ................... Carta Siguiente